Blog

Los enemigos de la calidad de datos y cómo afectan al negocio

La calidad de los resultados de la compañía depende directamente de la calidad de los datos de partida para alcanzar los objetivos comerciales.

¿Cómo valorar la calidad de los datos?
 
Hablamos de datos de mala calidad cuando:
 

  • Los datos son incorrectos, imprecisos, inconsistentes, falsos o contradictorios
  • Los datos están incompletos, duplicados o desactualizados
  • Los datos no tienen un formato estándar

¿Cuáles son las causas de la mala calidad de los datos?
 

  • Errores en la entrada manual de datos
  • Incorporación automática de datos de fuentes externas
  • Migraciones de datos con información incompleta, errores de sintaxis o de semántica
  • Problemas de comunicación entre sistemas transaccionales
  • Incremento en el volumen de los datos a gestionar y su variedad o diversidad
  • Información repetida en diferentes bases de datos
  • Falta una estrategia para mejorar la calidad de los datos
  • No hay un responsable del cumplimiento de los estándares de calidad de los datos
  • Ausencia de una solución tecnológica para la gestión de la calidad de los datos
  • Alto costo en tiempo y recursos
  • Problemas en la productividad
  • Mala gestión e insatisfacción de clientes
  • Interacciones erróneas con contactos importantes
  • Pérdida de clientes potenciales
  • Deterioro en la imagen corporativa
  • Informes imprecisos
  • Decisiones estratégicas no acertadas
  • Proyectos fallidos

¿Cuáles son los pasos a seguir para asegurar la calidad de los datos?
 

  • Definir los parámetros de calidad de datos
  • Identificar el tratamiento necesario
  • Asignar a los responsables de la tarea
  • Implementar el uso de la herramienta tecnológica que realizará la gestión de la calidad de los datos

¿Cuáles son las soluciones en calidad de datos que brinda Merlin?
 

Garantizamos la validez de los datos y hacemos más eficiente cada proceso de la organización que requiere el uso de los mismos, generando conocimiento y valor para la empresa.

Podés encontrar más información sobre este tema en el siguiente post: La calidad de los datos, una pieza clave para la experiencia del cliente.

Shares
Share This